jueves, 2 de octubre de 2014

OCTUBRE 2, 2014

CECILIO LOPEZ LEAL Jackson Brown es un padre preocupado por la felicidad de su hijo y por ello le escribió estos “consejos” cuando éste se fue a estudiar a la Universidad, lejos de su casa. Su hijo decidió fotocopiarlos y los distribuyó entre sus compañeros. Los mensajes tuvieron tanto éxito, que una editorial le pidió autorización a Brown para editar un libro con ellos, Life's Little Instruction Book, una publicación que rápidamente se convirtió en un best seller traducido a varios idiomas. Hijo: • Cásate con la persona correcta. De esta decisión dependerá el 90% de tu felicidad o tu miseria. • Observa el amanecer por lo menos una vez al año. • Estrecha la mano con firmeza, y mira a la gente de frente a los ojos. • Ten un buen equipo de música. • Elige a un socio de la misma manera que elegirías a un compañero de tenis: busca que sea fuerte donde tú eres débil y viceversa. • Desconfía de los fanfarrones: nadie alardea de lo que le sobra. • Recuerda los cumpleaños de la gente que te importa. • Evita a las personas negativas; siempre tienen un problema para cada solución. • Maneja coches que no sean muy caros, pero date el gusto de tener una buena casa. • Nunca existe una segunda oportunidad para causar una buena primera impresión. • No hagas comentarios sobre el peso de una persona, ni le digas a alguien que está perdiendo el pelo. Ya lo sabe. • Recuerda que se logra más de las personas por medio del estímulo que del reproche. Dile al débil que es fuerte y lo verás hacer fuerza. • Nunca amenaces si no estás dispuesto a cumplir. • Muestra respeto extra por las personas que hacen el trabajo más pesado. • Haz lo que creas que sea correcto, sin importar lo que otros piensen. • Dale una mano a tu hijo cada vez que tengas la oportunidad…. Llegará el momento en que ya no te dejará hacerlo. • Aprende a mirar a la gente desde sus sandalias y no desde las tuyas. • Ubica tus pretensiones en el marco de tus posibilidades. • Recuerda el viejo proverbio: sin deudas, no hay peligros ni problemas. • No hay nada más difícil que responder a las preguntas de los necios. • Aprende a compartir con los demás y descubre la alegría de ser útil a tu prójimo. El que no vive para servir, no sirve para vivir. • Acude a tus compromisos a tiempo. La puntualidad es el respeto por el tiempo ajeno. • Confía en la gente, pero cierra tu coche con llave. • Recuerda que el gran amor y el gran desafío incluyen también 'el gran riesgo'. • No confundas confort con felicidad. • Nunca confundas riqueza con éxito. • No pierdas nunca el sentido del humor y aprende a reírte de tus propios defectos. • No esperes que otro sepa lo que quieres si no lo dices. • Aunque tengas una posición holgada, haz que tus hijos paguen parte de sus estudios. • Haz dos copias de las fotos que saques y envíalas a las personas que aparezcan en las fotos. • Trata a tus empleados con el mismo respeto con que tratas a tus clientes. • No olvides que el silencio es a veces la mejor respuesta. • No deseches una buena idea porque no te gusta de quien viene. • Nunca compres un colchón barato: nos pasamos la tercera parte nuestra vida encima de él. • Nunca compres nada eléctrico en una feria artesanal. • Escucha el doble de lo que hablas (por eso tenemos dos oídos y una sola boca). • Cuando necesites un consejo profesional, pídelo a profesionales y no a amigos. • Aprende a distinguir quiénes son tus amigos y quiénes son tus enemigos. • Nunca envidies: la envidia es el homenaje que la mediocridad le rinde al talento. • Recuerda que la felicidad no es una meta sino un camino: disfruta mientras lo recorres. • Si no quieres sentirte frustrado, no te pongas metas imposibles. • La gente más feliz no necesariamente tiene lo mejor de todo.

miércoles, 1 de octubre de 2014

OCTUBRE 1, 2014

LAURA PALOMINO ARAIZA Si la nota dijera: “No es una nota que hace una música”. …no habría sinfonía. Si la palabra dijera: “No es una palabra que puede hacer una página”. …no habría libro. Si la piedra dijera: “No es una piedra que pueda montar una pared”. …no habría casa. Si la gota dijera: “No es una gota que puede hacer un río”. …no habría océano. Si el grano dijera: “No es un grano de trigo que puede sembrar un campo”. …no habría cosecha. Si el hombre dijera: “No es un gesto de amor que puede salvar la humanidad”, …jamás habría justicia y paz, dignidad y felicidad en la tierra de los hombres. Como la sinfonía necesita cada nota. Como el libro necesita cada palabra. Como la casa necesita cada piedra. Como el océano necesita cada gota del agua. Como la cosecha necesita cada grano de trigo. La humanidad entera te necesita, pues donde estés, eres único, y por tanto, insustituible.

lunes, 29 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 29, 2014

LA ORACIÓN QUE CAUSÓ CONTROVERSIA.... Oración polemica Tal vez quieras leer esta oración que fue dicha en la apertura del 129 Período Ordinario de Sesiones del año 2011 Cuando se le pidió al religioso padre Luis Farinello que realizará la oración de apertura en el Senado de la Nación, todo el mundo esperaba una oración ordinaria, pero esto es lo que ellos escucharon: "Señor, venimos delante de Ti este día, para pedirte perdón y para pedir tu dirección. Sabemos que tu Palabra dice: 'Maldición a aquellos que llaman "bien" lo que está "mal" y es exactamente lo que hemos hecho. Hemos perdido el equilibrio espiritual y hemos cambiado nuestros valores. Hemos explotado al pobre y hemos llamado a eso ”distribución de la riqueza". Hemos recompensado la pereza y la hemos llamado ”Planes Sociales". Hemos matado a nuestros hijos que aun no han nacido y lo hemos llamado "la libre elección". Hemos dejado que maten y roben y lo hemos llamado ”derechos humanos". Hemos sido negligentes al disciplinar a nuestros hijos y lo hemos llamado "desarrollar su autoestima".. Hemos sido corruptos y abusado del poder y hemos llamado a eso: "Política". Hemos codiciado los bienes de nuestro vecino y a eso lo hemos llamado "tener ambición". Hemos contaminado las ondas de radio y televisión con mucha grosería y pornografía y lo hemos llamado "libertad de expresión". Hemos ridiculizado los valores establecidos desde hace mucho tiempo por nuestros ancestros y a esto lo hemos llamado "obsoleto y pasado". ¡Oh Dios!, mira en lo profundo de nuestros corazones; purifícanos y líbranos de nuestros pecados. Amén. La reacción fue inmediata. Un Senador abandonó la sala durante la oración. Tres más criticaron la oración del Padre calificando la oración como 'un mensaje de intolerancia'‘. Durante las semanas siguientes, la Iglesia donde trabaja el Padre Farinello recibió más de 5,000 llamadas telefónicas, de las cuales sólo 7 fueron desfavorables. Esta Iglesia recibe ahora peticiones del mundo entero, la India, África, Asia, para que el Padre Farinello ore por ellos. EL Negro Gonzalez Oro famoso Conductor radial difundió esta oración en su emisión de radio y ha recibido una acogida mucho más favorable por esta emisión, que por cualquier otra. Con la ayuda de Dios, quisiéramos que esta oración se derrame sobre el mundo, y que nazca en nuestros corazones el deseo de llegar a ser una Tierra bajo la mirada de Dios".. Si no tenemos el valor de mantenernos firmes en nuestras convicciones, entonces caeremos delante de cualquier otro argumento, o enemigo.

viernes, 26 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 26, 2014

Soy tan rebelde que compré un juego de mesa, ¡y lo jugué en el piso! Yo drogado?: Lo que pasa es que ME GUSTA GUITAR LA TOCARRA. - Mi marido es un bombón. - ¿Es lindo? - No, es negro, redondo y lleno de licor. ¿Inmaduro? ¿Yo? JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA... Lero lero lero, no te escucho. -Tengo frío. -Pero si es verano. -Pero hace frío... -Pero si estamos a 38 grados. -¡ABRÁZAME TONTO! En que se parece un doctor a un arquitecto? En que los 2 cubren sus errores con flores. Un Hombre que se está muriendo reúne a sus dos hijos, su hija y su esposa y, rodeado por todos ellos y su enfermera, les reparte su herencia: Dice a su hijo mayor: -A ti , Pedro, te dejo las casas del Norte. - A ti, hijita, te dejo todos los apartamentos del Conjunto Cerrado! - A ti, Carlitos, por ser mi hijo menor, te dejo las oficinas. - Y a ti, mi querida esposa, el edificio del Centro. La enfermera, impresionada, le dice a la esposa: - Su esposo es muy rico: les está dejando muchas propiedades! Y la esposa, sin perder el tiempo, responde: ¡¡¡¡Qué rico ni qué ni que nada !!!! Esas son las rutas donde reparte leche… Yo confieso que madurar es sencillo, lo difícil es aguantarse las ganas de romper la piñata en las fiestas de los niños. Si amas a alguien, déjalo ir... Luego recapacita y síguelo con Twitter y espialo con Facebook. Mi amor, estoy gorda? Cómo dices eso mi Buda, perdón, mi vida...

jueves, 25 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 25, 2014

GUILLERMO AGUIRRE FARIAS DE ACTUALIDAD ""No se puede estar nunca tan bien, que no se pueda estar mejor, ni se puede estar tan mal, que no se pueda estar peor " Lo decía Porfirio Díaz…Estados Unidos Mexicanos… Viéndolo fríamente, así es y así fue...muy interesante y con mucho fondo. Nunca se nos ocurre pensar que los problemas de los mexicanos pueden ser culpa de los mexicanos, principalmente porque somos enemigos unos de otros. En casi todos los países del mundo, el ataque de un extranjero provoca la unión del pueblo por más dividido que esté. Aquí nos divide más. Hace cien años decía Porfirio Díaz: "la razón por la que le va mejor a Estados Unidos es que una vez que alguien gana la presidencia, el pueblo y los políticos se le unen para trabajar por la nación. En cambio en México, en cuanto alguien toma el poder, todos, enemigos y antiguos amigos, se ponen en su contra". Eso fue hace cien años y pudo haberlo dicho ayer. Mexicanos al grito de guerra... pero entre nosotros. Y este es el meollo del asunto, nos atacamos entre todos cuando deberíamos unirnos porque es una Costumbre histórica heredada de generación en generación. Cuando México firmó su acta de Independencia, el 27 de septiembre de 1821, nuestro primer día como nación libre, comenzaron los golpes. Unos querían un imperio, otros, monarquía. De ellos, cada quien con un rey distinto. Otros más se decantaban por la república, pero unos la querían federal y otro centralista. Eso nos hizo pelearnos todo el siglo XIX. Cuando por fin los más importantes paladines de la independencia se pusieron de acuerdo, formaron un congreso que nombró emperador a Iturbide como Agustín I; al día siguiente, aquellos que pelearon a su lado ya peleaban en su contra. Nuestro primer presidente, Guadalupe Victoria, encontró a su peor enemigo en su vicepresidente, Vicente Guerrero, quien al llegar a la presidencia encontró a su peor enemigo en su vicepresidente, Anastasio Bustamante. Otros grandes antagonistas fueron Benito Juárez y Valentín Gómez Farías, siempre que fueron fórmula de gobierno. Y esa tan lamentada invasión gringa en la que perdimos medio territorio, todo mexicano la recuerda, pero casi ninguno conoce los pormenores. Mientras los ejércitos invasores avanzaban por territorio nacional nuestros líderes se peleaban entre sí por el poder. Dos Marianos eran los protagonistas políticos de la época; el presidente Mariano Paredes, al mando del mejor ejército del que México había dispuesto en su historia, en vez de defender a la nación de la invasión lo usó para conservar el poder. El otro Mariano, Salas, estaba en la capital proclamando la monarquía. Los yanquis desfilaban sin mucho disturbio a Palacio Nacional. Y en la famosa Revolución Mexicana todos nuestros 'héroes' se mataron entre sí. Todos han pasado a la historia como buenos y tienen sus nombres en oro en el Congreso; pero observa esto: El héroe Carranza mató al héroe Zapata, el héroe Obregón mató a los héroes Villa y Carranza y el héroe Plutarco Elías Calles mató al héroe Obregón. Por cierto, que el héroe Calles fue expulsado del país por el héroe Cárdenas. El proyecto de Guerrero era quitar a Victoria, el proyecto de Bustamante era quitar a Guerrero; el proyecto de Santa Anna era quitar al que estuviera; el de Juárez fue quitar a Santa Anna y el de Díaz quitar a Juárez. Madero tuvo un proyecto: quitar a Díaz; Obregón quitar a Carranza y Calles quitar a Obregón. El proyecto de Fox era quitar al PRI...El proyecto del ciudadano López era quitar a Calderón. Y en torno a esto último deberíamos reflexionar, sobre aquellas palabras citadas de Porfirio Díaz: "ya es hora de que dejemos de unirnos para atacar al presidente, ya es hora de que el proyecto de nación deje de ser quitar al que tiene el poder". Aunque el gringo promedio es mediocre, son potencia mundial porque trabajan en equipo y porque a pesar de todo respetan a sus instituciones y a su presidente, mientras aquí Fernández Noroña trata de salir en la tele golpeándose contra el Estado Mayor. En este momento decisivo de nuestra historia vemos una vez más a Masiosare (un extraño ¿Enemigo?) enfrentando a todos contra todos. López Obrador está dispuesto a destruir y reventar este país antes de dejar que lo gobierne alguien que no sea él. Dicen que el pueblo unido jamás será vencido... ¿Cuándo será el día en que México esté unido? Tal vez ese día si logremos derrotar a ese extraño enemigo. SI LO QUE ACABAS DE LEER TE HACE REFLEXIONAR, ENVÍASELO A TODOS TUS CONTACTOS... A VER SI EMPEZAMOS A CAMBIAR COMO PERSONAS Y LUEGO COMO PAIS.

miércoles, 24 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 24, 2014

Diferencia entre experiencia y conocimiento. Un día, un señor viajó al África junto con su fiel perrito. El objetivo del viaje era participar en un safari de cacería. Durante una de las jornadas de caza, el perrito se alejó del grupo y se extravió. Habiendo perdido totalmente el rastro del grupo, el perrito comenzó a vagar cabizbajo por la selva. Repentinamente sintió alboroto. Levantó su cabeza y vio que una enorme pantera corría hacia él a toda carrera. El perrito comprendió que estaba a punto de ser devorado. Quiso pensar pero no había tiempo. Vio que a su lado había una pila de huesos de un animal muerto y comenzó a mordisquearlos. Cuando la pantera estaba lo suficientemente cerca, a punto de atacarlo, el perrito dijo en voz alta: - ¡¡¡Mmmm, qué rica pantera me acabo de comer!!! La pantera escuchó aquello y frenó bruscamente. Huyó despavorida pensando: - ¿Quién sabe qué raro animal será ese? ¿A ver si me come a mí también? Pero un mono que andaba trepado en un árbol cercano oyó y vio la escena… Sin más corrió tras la pantera para contarle cómo la había engañado el perrito: -¡Qué idiota eres pantera… esos huesos ya estaban ahí! ¿No te diste cuenta que solo era un simple perrito de ciudad? La pantera se sintió frustrada por su propia torpeza. Embravecida, corrió a buscar al perrito con el mono montado en el lomo… Una vez más, el perrito ve a lo lejos que la pantera se acerca, esta vez junto con el mono chismoso… -¿Y ahora qué hago? No había tiempo para huir… El miedo no lo amilanó. Entonces, en vez de salir corriendo, se quedó sentado dándoles la espalda, como si no los hubiera visto. Cuando la pantera estaba cerca para atacarlo el perrito exclamó: - ¡Este mono es un estúpido, hace más de media hora que lo mandé a traerme otra pantera y todavía no viene! He aquí el momento de reflexionar. Si el “perrito” se hubiera guiado por el conocimiento estaría muerto. El conocimiento indica que la pantera es un animal cazador del que un perrito no puede escapar. Sin embargo, el perrito no se aferró a esto. Él se dejó llevar por la naturaleza de su inteligencia en un momento crítico. El perrito comprendió que no había momento futuro. “Un presente inteligente se construye a cada momento”. No juzgue, reflexione… Ayer es un recuerdo del pasado. Ahora soy esto, por ello hoy opino así. Quién sabe quién seré mañana y que pensaré entonces…

miércoles, 17 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 17, 2014

RICARDO ROMAN, EDUARDO HERRERA, VICTOR MANUEL BORJA, CRISPIN ROCHA, ALFONSO OLVERA, ROSY FERNÁNDEZ, ADELAIDA HERNÁNDEZ Y A GUILLERMO AGUIRRE FARIAS ANTES DE MORIR* Bronnie Ware pasó años trabajando en cuidados paliativos, (curativos) atendiendo a pacientes terminales en sus últimas 12 semanas de vida. Le impactó tanto que decidió contar su experiencia en un blog llamado Inspiration and Chai, donde reprodujo los últimos deseos de sus pacientes. El éxito fue tal que al poco tiempo lo plasmó en un controvertido libro titulado 'Los cinco mejores lamentos de los que van a morir'. Ninguna mención al sexo, tampoco les importaba irse sin haber probado experiencias vibrantes o no haber cumplido con otros clásicos como escribir un libro o plantar un árbol. Ware habla de la claridad y de la visión espectacular que tiene la gente al final de sus vidas, y cómo podemos aprender de su sabiduría. "Cuando les preguntaba de qué se arrepentían o si hubieran hecho algo de manera diferente, casi siempre me respondían lo mismo". "La lista era larga, pero en el libro traté de centrarme en los cinco más comunes", explica la autora. Estas son las "confesiones sinceras y reales de las personas que cuidé en su lecho de muerte". 1. Ojala hubiera vivido a mi manera Muchos se quejaban de no haber tenido el coraje de vivir una vida fiel a sí mismos, sino a lo que los demás esperan de ellos. "Cuando se dan cuenta que su vida está a punto de terminar y miran hacia atrás, es fácil ver cuántos sueños se han quedado en el camino. La mayoría no había cumplido aún ni la mitad de sus sueños y tenía que morir sabiendo que era debido a las decisiones que habían tomado". 2. Ojala no hubiera trabajado tan duro Ware afirma que ésta era la frase más repetida por los pacientes de sexo masculino. Casi todos los hombres que cuidó sufrían por haberse perdido la infancia de sus hijos, la juventud de sus hijos y lamentaban no haber disfrutado más de la compañía de su pareja. Sentían que habían malgastado tanto sus vidas. Comprendieron tarde que no se debe basar la existencia en el trabajo." 3. Ojala hubiera tenido el coraje de expresar mis sentimientos A menudo las personas renuncian a sus sueños e ideales por el bien de los demás. Ocultan sus sentimientos con el fin de mantener la paz de su entorno. Como resultado, se conforman con una existencia mediocre y nunca llegan a ser lo que en realidad quieren ser o lo que realmente son capaces de hacer. "El origen de muchas enfermedades tiene relación con la amargura, la frustración y el resentimiento que esto conlleva", explica Ware. 4. Ojala hubiera mantenido el contacto con mis amigos "Casi todos se acordaban de sus viejos amigos y recordaban con pesar los mejores momentos vividos a su lado, lamentando no haber sido capaces de mantener esa amistad con el paso de los años. Querían despedirse de ellos, pero no siempre fue posible localizarlos“. A veces nos sentimos tan absorbidos por nuestras propias vidas, que es como si estuviéramos atrapados y renunciamos a uno de los mayores tesoros de la vida, la amistad. He sido testigo de la profunda pena y arrepentimiento que esto ha ocasionado a mis pacientes, les atormentaba no haber dedicado a sus verdaderos amigos el tiempo y esfuerzo que merecían. Todo el mundo echa de menos a sus amigos cuando se están muriendo". 5. No he sabido ser feliz Otra revelación sorprendente: muchos de los pacientes no se dan cuenta hasta el final de sus vidas de que la felicidad es una elección. Se quedan atascados en viejos patrones y hábitos. El llamado 'confort de familiaridad' interfiere con su salud emocional. Por eso insisto que uno de los principios claves para la vida es entender que lo único que necesito para ser feliz es una actitud agradecida ante la vida. La queja es un imán para la desgracia. Nos quejamos tanto de lo poco que nos hace falta que dejamos de agradecer lo mucho que tenemos. Es fácil agradecer cuando las cosas están bien. ¡Por supuesto!, cualquiera lo hace. Pero, la verdadera gratuidad se forja cuando las cosas están complicadas. El miedo al cambio les lleva a pensar que están contentos con lo que tienen, cuando en el fondo anhelaban hacer otras cosas, como reírse más y hacer tonterías“. Ware.

martes, 16 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 16, 2014

RAFAEL LUIS LAFFITTE, ROGELIO MARTINEZ, JAVIER TERRAZAS, MANUEL VILLALOBOS, ALFREDO PEÑA OROZCO, ALFONSO LEÑERO, CESAR PEÑALOZA Y AL ING. ARTURO ORTEGA MORÁN. CAPSULA DE LENGUA 296, El grito El 2 de octubre tendría que esperar otro momento de la historia para ser inolvidable. La conjura había sido descubierta y había que actuar de inmediato. Ya no sería en San Juan de los Lagos como estaba previsto. Ahí mismo donde residía, en Dolores, la madrugada del 16 de septiembre de 1810, el cura Hidalgo hizo resonar las campanas de la iglesia para llamar al pueblo a tomar las armas e iniciar la lucha por la independencia. A este evento de la historia de México, se le conoce como El Grito de Independencia. Esta remembranza, nos da pretexto para revivir una historia más antigua, la que dio origen a la palabra grito: Viajemos con la imaginación a los legendarios orígenes del Imperio Romano, cuando Rómulo, uno de los gemelos que creció al amparo de una loba, hizo la fundación de Roma. Fundar una ciudad no es fácil, muchos problemas hay que resolver y uno que quitaba el sueña a Rómulo, era que andaban escasos de mujeres. Eso no era bueno para una ciudad que aspiraba a convertirse en un imperio. En un momento de inspiración, pensó: “si aquí faltan mujeres, vamos a traerlas de donde sí hay”. Entonces se le ocurrió organizar unos juegos e invitar a los pueblos vecinos, eso daría oportunidad a los jóvenes romanos de entablar relaciones “amistosas” con las chicas visitantes, lo demás, se daría por añadidura. Los sabinos, que al parecer eran medio conchuditos, aceptaron la invitación romana y llegaron con ancianos, mujeres, niños y hasta perros, pericos y gatos (bueno, eso ya fue de mi cosecha). La bebida era por cuenta de los anfitriones, así que no era oportunidad para ser desaprovechada; ni tardos ni perezosos, los sabinos se entregaron a los deleites bacanales hasta que, como era de esperarse, se pusieron “hasta atrás”. Mientras tanto, los jóvenes romanos fueron a lo suyo y tanto se aplicaron que hasta los más feos se conchabaron a una sabina. En cierto punto, cuando ya todo era calma y ronquidos, se dijeron entre sí “aquí se rompió una taza, que cada quien cargue a su sabina y se vaya para su casa”. A este episodio se le conoce como “El rapto de las sabinas” y hay quien asegura que de este momento, nació la costumbre de que el recién casado entre a casa con la esposa en brazos, como si la hubiera raptado. El caso es que, cuando los sabinos volvieron a la cruda realidad, enojados y con dolor de cabeza, se aprestaron para lavar la afrenta; pero cuentan las viejas crónicas, que las sabinas raptadas, al ver que no la pasaban tan mal, se interpusieron entre los dos bandos e intercedieron para que las cosas no llegaran a mayores. Mucha historia se ha escrito por la intervención oportuna y persuasiva de las damas y este es un ejemplo más. Los ánimos se apaciguaron y Rómulo se dio un abrazo con Tacio, rey de los sabinos. Los pueblos se unieron y ambos reinaron en armonía mientras se pudo. A partir de este evento, a Rómulo se le conoció como Quirino, que en lengua sabina quiere decir ´el de la lanza´, y a los ciudadanos romanos los llamaron quirites, como decir ´los de Quirino´. Cuando alguna amenaza inquietaba a los sabinos, éstos de inmediato solicitaban la protección de los ciudadanos romanos gritando “¡Quirites, quirites!” y estos acudían al llamado, – ¿a poco creían que las sabinas les iban a salir gratis?- Por eso a este clamor se le llamó “quiritor”, palabra que con el tiempo… en castellano se convirtió en nuestra palabra ´grito´. Hoy, 16 de septiembre, que siga la fiesta, brindemos por nuestra independencia y ya entrados, brindemos también por el grito, que bien se lo merece una palabra tan llena de historia.

lunes, 15 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 15, 2014

OMAR PERALES, JUAN ERNESTO MEDINA, ESTHELA ANN GROSSA, PAO APARICIO, JULIO CESAR SAUCEDA, FRANCISCO GUTIERREZ Y A MARISA NORMA VARGAS Hoy, México celebrará los 204 años de su célebre Grito de Independencia. Sin embargo, muchos intelectuales e historiadores aseguran que en realidad no fue un grito como tal, tampoco fue un día 15 ni buscaba realmente la independencia del país. No se sabe si realmente Hidalgo arengó a pleno pulmón al pueblo de Dolores para que se sublevaran contra el Virreinato de la Nueva España. "En aquella época, 'grito' se entendía como "convocatoria" para dar algún tipo de aviso parroquial. Y era frecuente que los sacerdotes dieran estos gritos en distintos lugares frente a la parroquia", explica el historiador Alejandro Rosas autor del libro 'Mitos de la Historia Mexicana'. Sin embargo, la razón por la cual este levantamiento se celebra ahora un día antes sigue siendo motivo de discrepancia. "Desde la década de 1840, el grito se celebra el día 15, ya que el 16 iniciaba sesiones el Congreso. Con esta modificación se quería evitar que ambos actos cívicos coincidieran en un mismo día", cuenta Rosas. Según el filósofo mexicano Jaime Labastida, "probablemente" Díaz (nacido en Oaxaca un 15 de septiembre) quiso adelantar el grito para tener una fiesta de cumpleaños digna de los llamados héroes de independencia. "Prácticamente se tiene certeza de que lo que gritó Hidalgo fue "muera el mal gobierno", en referencia a los franceses, que por aquella época tenían invadida España, "viva Fernando VII" y, por último, "viva la santa religión", cuenta Alejandro Rosas. "La idea del grito actual es recordar a los héroes que iniciaron la guerra de independencia, pero cada presidente va acomodando el grito a sus circunstancias". "Por ejemplo, Vicente Fox gritó 'Viva la democracia', y Luis Echevarría dijo 'Vivan los pueblos del Tercer Mundo'". "Hidalgo realmente buscaba más libertad para los criollos de la Nueva España. Pero lo que sí hizo fue dar el primer paso (para una futura independencia), herir de muerte al Virreinato". Cada año se mantienen los actuales cantos en la plaza más famosa de la ciudad de México, porque durante décadas han servido y servirán para construir o afianzar el sentimiento de unidad nacional. En Chilpancingo, 14 de septiembre de 1813 se firma el documento (Sentimientos de la Nación) por José María Morelos. Y que en el Punto 23º dice. Que igualmente se solemnice el día 16 de Septiembre, todos los años, como el día aniversario en que se levantó la voz de la Independencia y nuestra santa libertad comenzó, pues en ese día fue en el que se abrieron los labios de la Nación Para reclamar sus derechos, y empuñó la espada para ser oída, recordando siempre el mérito del grande héroe el señor Don Miguel Hidalgo y su compañero Don Ignacio Allende..." AMIGOS, UNÁMONOS Y GOCEMOS NUESTRO GRITO DE INDEPENDENCIA ESTA NOCHE

miércoles, 10 de septiembre de 2014

SEPTIEMBRE 10, 2014

MARIO OCHOA, CARLOS REKEARTE, VÍCTOR MANUEL BORJA, LUZ ELDA ZAVALA, AGAPITO ZAPATA, ALMA RAMÍREZ, MARÍA FERNÁNDEZ Y A MARTA LAURA VELÁSQUEZ EL HUMOR DE LOS GRANDES ESCRITORES Nada más conocerse que le habían concedido el premio Nobel de literatura, un periodista le preguntó a Camilo José Cela: - ¿Le ha sorprendido ganar el premio Nobel de Literatura? - Muchísimo, sobre todo porque me esperaba el de Física Arthur Koestler, el polifacético escritor, periodista y activista político de origen húngaro, no entendía el gran interés de algunas personas por conocer personalmente a sus ídolos. Cierto día, tras ser saludado fervientemente por un admirador, Koestler comentó: - Es como si te gusta el foie y ansías saludar personalmente a la oca. Siendo profesor en la Universidad de Buenos Aires, Jorge Luis Borges le pidió a una alumna su opinión sobre la obra de William Shakespeare. Ésta contestó: - Me aburre. Al menos lo que ha escrito hasta ahora. Borges, sin alterarse, le respondió: - Tal vez Shakespeare todavía no escribió para usted. A lo mejor dentro de cinco años lo hace. Cuando el rey Alfonso XIII le otorgó a Miguel de Unamuno la Gran Cruz de Alfonso X el Sabio, el escritor comentó: - Me honra, Majestad, recibir esta cruz que tanto merezco. - ¡Qué curioso! En general, la mayoría de los galardonados aseguran que no se la merecen. - Señor, en el caso de los otros, efectivamente no se la merecían. Alejandro Dumas (padre), tras publicar el libro titulado “El vacío doloroso”, fue visitado por un amigo que le dijo: - Es un título sin sentido. El vacío no puede ser doloroso. - ¿Que no? ¡Cómo se ve que nunca le ha dolido la cabeza, amigo mío! John Wilmot, 2º Conde de Rochester, era conocido por ser un escritor satírico, escéptico y cínico. Sus comentarios irónicos eran algo que divertía a los que le rodeaban. En cierta ocasión dijo: - Antes de casarme tenía seis teorías sobre cómo educar a los niños. Ahora tengo seis hijos y ninguna teoría. Durante una de sus habituales tertulias literarias, Jacinto Benavente hacía grandes elogios de Valle-Inclán, del que decía que era uno de los más valiosos escritores que tenía España. - Pues don Ramón - le interrumpió uno de los contertulios – no opina lo mismo de usted. - A lo mejor estamos equivocados los dos. Conocida es la relación amorosa que hubo entre Emilia Pardo Bazán y Benito Pérez Galdós, pero también es de dominio público la enemistad que llegaron a profesarse ambos. En cierta ocasión, siendo ya mayores, se encontraron accidentalmente en unas escaleras. Mientras se cruzaban ella le espetó: - Adiós, viejo chocho. Inmediatamente se dio cuenta que le había puesto en bandeja una magistral contestación y aceleró el paso. Pero aún tuvo tiempo a escuchar la réplica de su íntimo enemigo: - Adiós, chocho viejo. En una entrevista, en Roma, un periodista trataba de poner en aprietos a Jorge Luis Borges. Como no lo lograba, probó con algo que le pareció más provocativo: - ¿En su país todavía hay caníbales? - Ya no, - contestó Borges - nos los comimos a todos. El escritor noruego Knut Hamsun visitó París por primera vez en 1894. Al volver a su tierra, y antes de que empezara a contar sus aventuras, le preguntaron: - ¿Tuviste algún problema con tu francés? - Yo no, - replicó él - pero los franceses sí. En uno de sus viajes en tren, Mark Twain no encontraba el billete que le pidió el revisor. Tas una larga espera, con el escritor rebuscando por todos sus bolsillos, el hombre le dijo: - Ya sé que usted es el autor de “Tom Sawyer”, así que no siga buscando, estoy seguro de que ha extraviado el billete. - Es que, si no lo encuentro, no sé dónde tengo que bajarme